Svod y Bonitation

Si diste la bienvenida a tu primer cachorro de perro lobo checoslovaco en tu casa, tarde o temprano escuchará hablar sobre "SVOD" y "Bonitation". Ambos eventos, especialmente la "bonitation", se encuentran entre los más importantes en la vida de tu perro lobo checoslovaco. Por lo que puede saber más en los artículos que vera a continuación.

La Bonitation joven (SVOD)

El verano se termina lentamente y con la llegada del otoño llega el momento de las svod (bonitation joven) y bonitation del otoño. Desde el punto de vista de la cría, estos son eventos muy importantes.

Los cachorros a partir de los 7 meses pueden realizar las llamadas bonitation jóvenes. Con esto el propietario y su perro se preparan de alguna manera para la futura bonitation (posibles problemas como dejarse medir o mostrar los dientes), pero también es una valiosa fuente de información para el comité de cría, que puede hacer una visión general del resultado de la cría individual, por ejemplo, en caso de defectos graves, no permitir que se repita la misma camada. Por esta razón, sería deseable que la participación sea lo más abundante posible.

 

¿Y qué implica esto? Básicamente, el comité de la bonitation evalúa el cumplimiento del estándar de cada perro o perra joven con respecto a su edad.

En la práctica, esto significa que primero se realiza una revisión dental. La mordida correcta se verifica de tal manera que la boca del perro esté cerrada, el dueño solo agarra sus labios hacia adelante para ver la posición de los incisivos. Además, se verifica la dentición completa, es decir, si falta un diente o no. El énfasis se coloca principalmente en el primer control molar de los premolares: P1 (esos dientes muy pequeños justo detrás de los caninos) y en los últimos molares. Estos dientes suelen ser el problema más común. Los P1 se controlan levantando los labios del perro de un lado y luego del otro lado de la boca (cuidado con los dedos, no debe tapar los dientes para que el juez pueda verlos). Finalmente, la boca del perro se abre para que pueda verse en los dientes posteriores. Al entrenar, siempre tenga cuidado de no causarle dolor al perro, porque entonces esta actividad probablemente no le gustará. Seguramente, es apropiado elegir algún comando (por ejemplo, "¡Dientes!") Y después de este procedimiento, recompensar al perro con elogios y premios. Este ejercicio no debería ser un problema para nadie con una práctica frecuente. (Veamos el aspecto práctico de mostrar los dientes: si su perro no tiene problemas para abrir la boca, a veces esto puede ser muy útil, por ejemplo, en el veterinario, cuando se necesita determinar el estado de la cavidad bucal de su perro).

 

Otra parte del proceso es la revisión de los testículos (las perras tienen una ventaja, porque no tienen este paso). Se verifica que ambos están descendidos, no se deslizan hacia el canal inguinal y también si están normalmente desarrollados. Al revisar los testículos, el perro debe tener bien sujeta la cabeza, preferiblemente agarrándolo con una mano por la correa y la otra fija en el cuello y la cabeza del perro, es posible que esta parte cause desagrado en el perro. Este ejercicio se puede practicar sin problemas por adelantado. Sobre todo, es importante NUNCA ESTRESAR A UN PERRO. Siempre proceda con calma y sin violencia innecesaria. No confundas fijar con ahogar al perro. Además, los testículos inicialmente deben ser tocados por personas que su perro conoce bien y confía en ellos (por supuesto, al comienzo del entrenamiento debe hacerlo el propietario). El que revisa los testículos debe acercarse al perro con calma o hablar con él amigablemente. Lo bueno seria que el contacto de la mano comience en el muslo y desde allí la mano baje hacia los testículos, que por supuesto deben palparse con delicadeza. Repetir este proceso de nuevo y recordar que debe hacerlo con delicadeza. Conozco a muchos perros a quienes les gusta esta actividad más de lo que parece.

 

Altura a la cruz: Después de comprobar los dientes y los testículos del perro, se debe medir la altura a la cruz. La cruz es el lugar donde el cuello se une con la espalda y esta situada en la parte superior de las escápulas. La medición se realiza con un medidor especial, que tiene la forma de “]”. Es necesario que el perro se coloque lo más correctamente posible, por lo que las patas delanteras deben estar paralelas y colocadas perpendicularmente al suelo (de lo contrario, el valor medido estará distorsionado). El propietario no debe levantar al perro desde abajo y debe asegurarse de que su propio cuerpo no impida la medición. El entrenamiento se puede realizar utilizando ayudas improvisadas nuevamente en casa o con amigos. Por ejemplo, puede usar un medidor plegable de madera o metal, el cual tiene una forma parecida a una "]". Se posa al perro en un suelo recto, con la parte inferior del medidor apoyada en el suelo justo detrás de las patas delanteras del perro. Otra forma puede ser tomar una barra larga y una más corta, sostenerlas entre sí en ángulo recto y hacer como si midieran al perro. La ventaja para propietarios que asisten a la bonitation joven, es que pueden entrenar el medir al perro por diferentes personas y fuera del entorno del hogar.

Esta parte termina y a continuación se evalúa solo visualmente su apariencia y movimiento. El juez debería poder ver al perro en una actitud correcta pero natural: las patas deberían formar idealmente las esquinas de un rectángulo imaginario, con las patas delanteras nuevamente colocadas perpendicularmente al suelo. El dueño no debe dejar que el perro se encorve o tenga una postura atípica de las extremidades (demasiado a horcajadas, estiradas hacia adelante o debajo del cuerpo), porque en esa posición no puede evaluar objetivamente si el perro está simplemente de pie o si muestra algún defecto en la formación del esqueleto. La mejor manera de lograr una actitud natural en un perro que no se sometió a un entrenamiento específico (por ejemplo, el recibido para exposiciones) es correr un poco para relajar al perro y luego detenerlo en la etapa correcta del paso.

 

Establecer un contacto amistoso:

Después de la evaluación estática, el perro se muestra en movimiento. Se necesita ver el paso y el trote. Si el paso es típico para un PLC, el movimiento en el trote debe ser diagonal (es decir, simultáneamente a la izquierda delantera + derecha trasera y viceversa). La velocidad del movimiento debe ser tal que el perro se muestre lo más natural posible. Esto también debe adaptarse al espacio del que se dispone para ver el movimiento del perro (unos 5 m2). Por lo general, el juez necesita ver el movimiento desde el hacia delante en línea recta y hacia el propio juez en línea recta. Una visión lateral del movimiento también es necesaria. Es bueno enseñar al perro a correr junto a usted con un comando especial (Por ejemplo el comando "¡Junto!") El perro generalmente mira al dueño y se mueve cerca, por lo que puede desviarse de su eje natural y el movimiento parece incorrecto). Tampoco se trata de que el perro extienda sus patas de la forma más extensa posible para abarcar el máximo espacio posible. Lo que el perro no debe hacer, si es posible, es saltar, entorpecerse con la correa o galopar.

 

Irritación del perro:

En última instancia, un examen de su naturaleza (aunque se evalúa prácticamente todo el tiempo durante la medición y la observación del perro). Esto se hace para que el figurante intente hacer contacto amistoso con el perro sujeto por la correa. Luego, el figurante se aleja del perro y a una distancia de aproximadamente 2 metros, realiza varios movimientos rápidos acompañados de aplausos o gritos para evaluar la emoción y la respuesta del perro. El propietario puede, por supuesto, todo el tiempo alentar verbal y físicamente. Los cachorros que asisten la bonitation joven y participan en ejercicios de defensa tienen una clara ventaja, ya que el comportamiento del figurante se asemeja a la prueba de carácter de la bonitation, por lo que incluso en un entorno extraño no responderán negativamente, al menos no se asustaran ni entraran en pánico.

 

Un animal adecuadamente socializado y con buen comportamiento no debería tener problemas importantes con la bonitation joven sin un entrenamiento o entrenamiento especial. La confianza en su propio dueño debería ayudarlo a manejar acciones inusuales y una socialización de calidad que a su vez garantiza un comportamiento sin problemas en un entorno extraño entre muchas personas y perros desconocidos. Sin embargo, si tiene la sensación una vez leído el artículo de que su perro todavía tiene algunas "dificultades" en alguna parte, no hay nada que le impida comenzar a entrenar de inmediato y ciertamente verá que incluso en poco tiempo puede progresar mucho.

Bonitation

La bonitation debería ser uno de los eventos más importantes en la vida de cada perro lobo checoslovaco. No es solo un acto de reproducción, sino que (como en el caso de la bonitation joven) también es una fuente muy valiosa de información importante para el control de la cría. Por lo tanto, no solo los animales que vallan a reproducirse deben pasar por la bonitation. Desde un punto de vista estadístico, los datos sobre perros que muestran un defecto negativo (falta de un testículo, mal resultado de HD, etc.) también son importantes.

El cumplimiento del estándar se evalúa con más detalle en la bonitation que en la bonitation joven, y también se realizan una serie de mediciones de diferentes partes del cuerpo. Cuanto mayor sea el número de perros que serán evaluados, mayor será la información indicativa del estado de la población de la raza. Así que no debes tener miedo de venir con tus perros a la bonitation, incluso si no planeas tener cachorros o piensas que quizás tu perro no puede "superarla". Entonces, ¿Qué esperas para prepararlo? Al igual que en la bonitation joven, se realiza lo primero el examen dental, seguido de la comprobación de los testículo en machos y a continuación se mide la altura del perro a la cruz (consulte la preparación del perro para la bonitation joven para obtener más detalles sobre esto). Aquí las semejanzas con la bonitation joven terminan por el momento y el perro y su dueño continúan con los procedimientos de la medición. La segunda medida corporal es la longitud oblicua del cuerpo. Se mide con un medidor fijo, desde la articulación del hombro hasta la nalga. El perro debe estar lo más calmado posible para que la lectura se pueda realizar. El eje longitudinal del perro es importante (atraviesa la columna vertebral), debe ser RECTO. Está claro que cuando el perro se inclina hacia un lado, se acorta automáticamente. Por el contrario, la posición de las piernas es menos importante. Medición de la profundidad del pecho (el punto más ancho del pecho en el área detrás de los omóplatos) y el ancho de la cabeza (el punto más ancho del cráneo) también se miden con el mismo medidor que la cruz.

El entrenamiento se puede realizar con ayudas improvisadas similares a la altura a la cruz. Un enfoque tranquilo y paciente es especialmente importante. Además, tenga cuidado de que el perro no se golpee con el medidor (algunos perros en un intento de evitar el contacto con un objeto sospechoso saltan inesperadamente y se golpean, la aversión al medidor la próxima vez será aún mayor). En los perros más desconfiados, es aconsejable proceder con una serie mediciones intercaladas con elogios y golosinas. Incrementaremos gradualmente el tiempo de medición.

Ahora enumeraremos las partes que se medirán con la cinta métrica: longitud de la pata delantera al codo (distancia del codo al suelo con el perro de pie), longitud del metacarpo (medido desde el frente de las articulaciones del metacarpo hasta al primer dedo del pie), circunferencia del metacarpo, longitud del muslo (desde la cadera hasta la rodilla), longitud de la espinilla (desde la parte delantera del pie desde la rodilla hasta el talón) longitud del metatarso (desde el talón hasta las primeras articulaciones de los dedos) longitud de la cabeza (desde el occipital hasta la punta del hocico) hocico (desde la línea inferior del ojo hasta la punta del hocico), la longitud de la oreja y finalmente la circunferencia del pecho (el punto más ancho en el área detrás de los omóplatos). Cuando el perro no quiere que le toquen los pies el momento de medir metacarpo, es una hazaña sobrehumana. En este caso, la cinta de medición debe estar fácilmente disponible y puede ser reemplazada por una cinta más ancha o incluso una cuerda en una emergencia. Sin embargo, si el perro está acostumbrado por su dueño a cualquier manipulación (revisión de orejas, ojos, pies, limpieza de patas, quitar garrapatas, peinarse, etc.), no debería tener problemas para medirse con una cinta métrica. El proceso de medición ha terminado y la evaluación estática y en movimiento continuara nuevamente. A veces es necesario juzgar algunas partes del cuerpo por palpación (especialmente en animales muy peludos), de modo que incluso en esta fase de la evaluación, nuestro perro aún pueda ser "tocado". En cuanto a la presentación directa del perro en postura y movimiento, lo mismo se aplica aquí que en la bonitation joven, solo los criterios serán un poco más estrictos. Después de todo, ya no es un cachorro travieso, sino un perro adulto.

 

Comienza la segunda parte de la prueba, la prueba de carácter (En la bonitation, la naturaleza del individuo presentado se evalúa a lo largo de toda la prueba, pero también se le da gran importancia al carácter en esta parte de la prueba). Consta de dos partes: una interacción con un grupo de personas y una interacción ante una agresión atado por la correa a una pica de suelo. El paso a través de un grupo de personas se rige libremente por los requisitos de la prueba ZZO (NZŘ). El objetivo principalmente es examinar el comportamiento del perro en una situación cercana a la vida real. Ni obediencia ni maniobrabilidad con la correa. El dueño con su perro atado viene a junto un grupo de 2 personas. Se detienen ahí (el perro puede pararse o sentarse) y hablaran entre ellos. Después de un tiempo, llegan otras 2 personas, que se detienen para que el perro esté en el medio del grupo. Es deseable que el perro sea amigable o neutral. Un comportamiento agresivo o tímido se considera defectuoso. Si el dueño no está muy seguro de cómo se comportara su perro con las personas del grupo (especialmente si es un individuo muy dominante), tiene la oportunidad de colocar el bozal a su perro. Es necesario añadir que es mucho mejor completar esta parte con el perro con el bozal puesto, que causar daño a uno de lo figurantes. En cualquier caso, es cierto que un perro bien socializado acostumbrado al movimiento entre personas no debería tener el menor problema con esta parte de la prueba.

La segunda parte de la prueba de carácter se realiza con el perro sujeto por un anclaje al suelo. Para este propósito, se reserva un lugar especial con una pica de suelo a la que estará atado el perro (sin bozal). El dueño se queda con el perro y puede alentarlo y alabarlo verbalmente. A una distancia razonable del perro atado, un figurante vestido con ropa protectora camina con un paso normal e intenta hacer contacto amistoso con el perro y su propietario. El asistente se va y, por orden del juez, se vuelve hacia el perro, corre hacia él, grita y golpea el bastón pretendiendo atacar. (En esta parte, los dueños cometen el error más grande de olvidarse de alentar al perro). Por supuesto, no hay contacto con el perro, el figurante huye. Ahora el dueño del perro se esconde y todo se repite nuevamente, pero esta vez el perro tiene que gestionarlo solo. Al final del segundo ataque, también se verifica la reacción de disparo (con una pistola de fogueo de 6mm).

 

El comportamiento mejor valorado del perro es un comportamiento equilibrado y seguro de si mismo, que no ataca a un figurante neutral o amigable, por el contrario, responde a un ataque simulado con una defensa activa. Después del ataque, el perro debe volver a tener un comportamiento tranquilo (aunque puede permanecer alerta). Las posibilidades y variantes de cómo se puede comportar un perro en realidad es un número elevado y para nombrarlas realmente necesitaríamos mucho tiempo. En cualquier caso, no es cierto que si el perro no responde de manera defensiva, sino que se comportó tranquilamente y con confianza durante toda la bonitation, eso se calificará como mala calificación. Las reacciones negativas son una agresividad inadecuada hacia las personas neutrales (nuevamente teniendo en cuenta el comportamiento general del perro) o una fuerte timidez e incapacidad para establecer contacto. Los perros que reciben entrenamiento de defensa deportiva tendrán una ventaja. Además, el entorno del campo de entrenamiento nos dará la oportunidad de entrenar directamente para un control de su carácter. Como debemos utilizar entrenadores experimentados que entiendan bien a los perros y sepan entrenar con una "pica de suelo". En primer lugar, ¡Sobre todo, el figurante nunca debe alejar al perro de nosotros! A partir de eso, es un ejercicio para ayudar al animal a prepararse para una situación, no para empujarlo desde el principio y socavar su confianza en sí mismo. Pero incluso los dueños de perros que no van al campo de adiestramiento, no tienen que desesperarse. Como dije, es más importante un comportamiento seguro y equilibrado del perro que una reacción defensiva a toda costa. La socialización de calidad juega un papel importante aquí. El perro que no teme a las personas en la calle y según la situación, hace contacto sin problemas, puede manejar la situación sin un entrenamiento especial. Lo que a veces los propietarios subestiman, sin embargo, es la reacción a la amenaza del figurante con el palo levantado, lo que puede empeorar en gran medida el comportamiento del perro. Al mismo tiempo, no tiene por que ser un individuo tímido, quizás su propio propietario (o incluso alguien más) lo echó a perder. ¡NUNCA GOLPE AL PERRO CON LA MANO NI CON NINGÚN OBJETO (correa, vara, etc)! Golpear es una forma de castigo poco comprensible (hay formas mucho más efectivas de hacer una corrección) y además, puede causar reacciones no deseadas difíciles de eliminar en el perro. Así que debes tener mucho cuidado de no criar ni educar a tu perro de una manera tan inapropiada. Pero a veces el error puede no estar en nosotros, así que considera cuidadosamente si alguien puede golpear a tu perro por encima de la valla o si te está esperando atado frente a la tienda. El último escollo de la prueba de carácter es el disparo. Un individuo equilibrado sin experiencias negativas con la pirotecnia no debería tener el menor problema con un calibre de 6 mm. Como siempre, la prevención es importante. Trate de evitar una reacción negativa al ruido cuidando al perro en momentos clave como la víspera de Año Nuevo (asegúrese de no dejarlo solo en su perrera en la víspera de Año Nuevo, porque no puede saber como reaccionara) y también le recomiendo cierta precaución durante tormentas eléctricas fuertes. Incluso una rama de un árbol rota que cae sobre el techo de su perrera son, una experiencia bastante negativa incluso para un perro con una naturaleza bastante terca. Pero si esto sucede y tu perro tiene una reacción negativa al ruido, es necesario comenzar desde el principio con sonidos de bajo impacto desde una gran distancia, que se acercarán gradualmente y aumentarán en intensidad. No es perjudicial si estos sonidos preceden a algo que le gusta mucho a su perro (por ejemplo, alimentarlo). Como con cualquier remedio, es necesario proceder lentamente y con mucha paciencia.

Hemos vista la Bonitation y una posible preparación para ella, ahora depende de usted, con sus perros, decidir participar en este evento. Principalmente debe tener en cuenta que NINGÚN PERRO ES PERFECTO.

 

Mediciones:

 

1 - cruz

2 - longitud de la diagonal del cuerpo

3 - profundidad, anchura y circunferencia del pecho

4 - longitud de la pata delantera al codo

5 - longitud del metacarpo

6 - longitud del muslo

7 - longitud de la espinilla

8 - longitud del metatarso

 

Artículo completo publicado con permiso de la autora - Helena Hubáčková Traducción y adaptación – Carlos Enríquez Salgado